Duela laminada

La duela es una tabla de madera que se coloca en el piso o como parte de un barril. Puede ser de madera maciza o laminada, o realizada en maderas blandas. Su colocación es bastante sencilla, pero necesita de algunas consideraciones.

Duela es cada una de las tablas de un piso, o barril. Es un producto de madera maciza, pero puede ser de maderas blandas como el pino. Su instalación es muy sencilla, pero requiere atención a los detalles. Es conveniente emplear clavadoras neumáticas o de pisos.

Es un producto natural que sufre dilataciones y retracciones con los cambios de temperatura y humedad. Por este motivo, no debe instalarse en baños o cuartos de lavado, ni bajo el nivel del suelo.

La duela debe almacenarse en el sitio donde se colocará, para que se aclimate. Se hace con el envoltorio abierto, durante cinco días. 

Debe instalarse luego de los trabajos de plomería, enyesado, pintura u otra operación que utilice líquidos

Herramientas
Duela laminada
• Sierra circular
• Taladro, brocas y puntas de destornillador
• Escuadra de combinación
• Sierra de arco o serrucho de costilla
• Pata de cabra
• Metro
• Martillo
• Clavadora para pisos y mazo o clavadora neumática
• Cuerda con tiza
• Lentes de protección

Materiales

• Piso de duela
• Clavos sin cabeza 8d
• Fieltro asfáltico de 30 lb
• Nivelador de pisos
• Clavos para la clavadora
• Mascarilla contra polvo

Instalación de duela de pisos:

Primero determinamos la cantidad de duela que necesitamos. Luego preparamos el piso.

El contrapiso debe estar bien nivelado, en caso contrario, debe nivelarse. Colocamos la capa amortiguadora comenzando desde una pared. Se corta con navaja para que se adapte al piso. Sobre esta capa colocamos una duela bajo el marco de la puerta, en caso de que sea muy alta, marcaremos, para rebajar el marco.

Comience la colocación por un rincón de la habitación y continúe hasta cubrir todo el piso. No olvide la junta de dilatación.

Sobre la duela colocaremos las tablas, cortadas a la medida deseada, las que se instalan de la misma forma que la duela.

Ya no es necesario llamar a un especialista cuando se nos rompe, quiebra o raja un azulejo en el baño o la cocina para cambiarlo. Te mostramos lo sencillo que puede ser cambiar ese azulejo roto que tanto molesta a la vista.
Calificación:
reservar hoteles
Recomendamos Leer

El estilo Imperio, se desarrolla desde 1807 hasta 1830. surge como tributo a...

Ya no es necesario llamar a un especialista cuando se nos...
A todos nos ha pasado de tener que tirar CDs rallados y...
Aquí te enseñamos paso a paso y de la forma mas...
0 Comentarios
  • No hay comentarios hasta el momento. Se el primero en comentar!

Dejar comentario
Suscribirse