Buscar niñera

Los primeros años de vida de un niño son fundamentales para su desarrollo futuro. La presencia y acompañamiento de padres sensitivos, es el mejor estímulo para la correcta organización neurológica. Cuando no es posible la presencia de los padres, se debe recurrir a alguien más, los psicólogos recomiendan como mejor opción, las niñeras, porque permiten al niño permanecer en su entorno conocido y mantener sus costumbres.

El cuidado y la educación de los niños en sus primeros años de vida, determina el futuro de los mismos.
Los primeros cinco años de vida son los más importantes, es la etapa de consolidación del aparato sensorio motriz, donde el cuerpo es el principal órgano de aprendizaje, pues se aprende con los sentidos. La correcta organización neurológica se busca a través de la psicomotricidad. Esto ayuda a la maduración, formación y consolidación, del sistema nervioso.

No es difícil comprender la gran responsabilidad que afrontan los padres en estos casos, pues las condiciones de vida actuales los obligan a retomar el trabajo mientras su hijo está aún en etapa de lactancia, ya que de su correcta elección depende el futuro de sus hijos.

En algunos países europeos, la licencia por maternidad se extiende por dos años, mientras que en países de América Latina llega a durar apenas dos meses.

Vuelta al trabajo:

Retornar al trabajo luego del alumbramiento, significa la primera separación de la madre y el hijo. En los padres genera una sensación de culpabilidad, por abandonarlo, sentir que no son capaces de cuidarlo correctamente. En el niño, produce un sentimiento de abandono.

A la hora de elegir, se debe optar entre el cuidado institucional (guarderías, jardines, colegios, etc.), o el personalizado (niñera, Baby sitter, etc).
Los especialistas recomiendan que lo más correcto en el proceso de aprendizaje es: primero- los padres, luego una niñera, y por último, la institución. También recomiendan que se recurra a familiares o amigos, sólo cuando no hay otra opción.

En estos primeros años, el desarrollo cerebral del niño es proporcional a los estímulos recibidos. Cuando recibe estímulos adecuados, se traduce en un aumento en las neuronas, o en sus conexiones.
Los psicólogos advierten que el acompañamiento de los padres, es el mejor estímulo para el niño, ante la imposibilidad de contar con padres disponibles y sensitivos, debe procurarse lo más parecido. Esta opción debe brindarle estabilidad, cariño, cuidados sensitivos, estimulación.

La situación social que se vive actualmente, lleva a que muchas veces la opción elegida, sea la más barata, o disponible, con lo cual se recurre a los abuelos, con sus riesgos y ventajas potenciales. Cuando se opta por un servicio pago, se acude a una niñera o baby setter, en este caso, hay que asegurarse de que sea competente y calificada, que contemple las directivas de los padres, y no que actúe por su cuenta.

Eligiendo niñera:

El primer paso es la selección de la persona que se encargará del cuidado del niño. Luego de solucionado este problema, viene la etapa de separación. Una niñera en casa, permite que el niño tenga un cuidado personalizado, y pautado por sus padres, en un entorno conocido y seguro. Buscar niñera
También resulta un aspecto favorable de los cuidados en casa, que el niño no entra en contacto con otros niños a una edad tan temprana, y por lo tanto no estará expuesto a una serie de enfermedades producto del contacto con bacterias.

El cronograma en casa debe ser nutrido, similar al de una guardería, y para ello es necesaria una persona capacitada en niños pequeños.

La niñera debe ser consciente en cuanto al cuidado, atención e higiene, que pueda establecer un buen vínculo afectivo con el niño. Debe ser una persona experimentada, que sepa actuar en situaciones de emergencia. También debe resultar agradable a los niños, entender sus necesidades. Hacerse respetar, poseer un dominio de sí misma, tener sentido del humor, y la capacidad de divertir a los niños. Sus valores morales deben ser correctos.

Los padres deben suministar la información básica de los niños, los hábitos, juguetes, dificultades, actividades permitidas (TV, jugar, etc), la información completa, tanto de los servicios de asistencia médica del niño, como de los lugares donde localizar a los padres en caso de emergencia.

Eligiendo guardería:

Si se debe optar por una guardería, las exigencias son similares a las que debe cumplir una niñera, el personal debe estar calificado, tener buena disposición, etc. el local debe estar debidamente acondicionado, cumplir los requerimientos de higiene, etc.

Las ventajas de la guardería están en el contacto con otros niños desde temprana edad, esto contribuye a la socialización del niño, permitiéndole hacer amigos, aprender sus límites, compartir con los demás.
Las instituciones cuentan con programas de actividades, lo cual los mantiene entretenidos, y los estimula. Desarrollan los hábitos de competencia, con lo cual se fortalecen.

Si bien es una desventaja la exposición a enfermedades, también puede resultar una ventaja, pues los prepara para el mundo exterior, como una vacuna de realidad.

Calificación:
reservar hoteles
Recomendamos Leer

Dentro de las consecuencias que el consumo de alcohol en mujeres embarazadas...

0 Comentarios
  • No hay comentarios hasta el momento. Se el primero en comentar!

Dejar comentario
Suscribirse